Asegura tu equipo de trabajo

Asegura tu equipo de trabajo

Es bien conocido que el equipo de construcción que no se protege de forma correcta tiene una vida útil mínima, más si es utilizado en múltiples proyectos de construcción. Por esta razón es indispensable contar con un protocolo para mantenerlo en buenas condiciones.

Incluso para accesorios de construcción más pequeños, como herramientas de izaje y eslingas, deben conservarse en óptimas condiciones.

A continuación compartimos un protocolo básico que puede ser implementado por supervisores de obra para garantizar que sus equipos se encuentren en excelentes condiciones de operación.

Capacitación

Los operarios en sitio saben cómo usar la herramienta de trabajo, pero ¿saben cómo mantener su buena condición? ¿saben cómo percibir dificultades que podrían detenerse de raíz temprano?

¿Saben qué clase de procesos determinar cuando localizan un inconveniente potencial? ¿Saben cómo hacer el mantenimiento cotidiano y rutinario?

La capacitación en piedra angular de la conservación óptima de un equipo industrial.

Fabricantes y distribuidores

Para garantizar que una capacitación sea correcta, es posible apoyarse en los fabricantes y distribuidores.

Elabore un plan de operación en el que se capacite al personal para revisar el equipo con regularidad y asegurar que todo funcione sin problemas.

La mayoría de los fabricantes cuentan con planes de capacitación por cuotas distintas.

Hojas de mantenimiento

Es útil llevar registros de los mantenimientos que se realizan en los equipos y dispositivos. De esta forma es posible llevar el control de la vida útil del equipo así como detectar fallas a tiempo.

Es importantes considerar también el registro de dispositivos más chicos como eslingas, cáncamos y cadenas.

Mantenimiento proactivo

En lugar de invertir recursos cuando el equipo se daña, ¿por qué no pagar bonificaciones para los empleados que ven una oportunidad de mantenimiento preventivo y lo aprovechan?

Esto le ahorrará dinero no solo en el cuidado de su herramienta, sino además en las horas adicionales que abona a sus operarios.

Pasos para arrancar

• Genera una tabla las partes de equipo de construcción que tengas.
• Enlista cada variable que puedas rastrear con el equipo: uso de combustible, vida útil de las piezas, fechas de verificación, etc. Cuantos más datos, mejor.
• Asigna a alguien en tu empresa para iniciar a dar seguimiento estos datos de forma diaria en una hoja de cálculo.
• Verifica el listado tras un mes y determine si hay variaciones que necesiten añadirse, o si es necesario incluirse datos distintos.
• Después de unos meses de compilación de información, empieza a determinar reglas acerca de los otros elementos en esta lista de revisión usando estos datos.